Conectarse

Recuperar mi contraseña

¿Quién está en línea?
En total hay 3 usuarios en línea: 0 Registrados, 0 Ocultos y 3 Invitados

Ninguno

[ Ver toda la lista ]


La mayor cantidad de usuarios en línea fue 43 el Dom Ago 30, 2015 8:17 pm.
Los posteadores más activos de la semana

La Gloria de Eisental - Vigésimo tercer torneo.

Miér Ene 04, 2012 10:10 am por Jodri Rompehierro

Los juglares se encargan de llevar las noticias aquellos que no saben leer, y con sus cánticos transmiten toda la información. Esta vez cantan himnos de guerra, de lucha y combate. Pero más allá de su exagerada visión, comentan el que será el vigésimo tercer torneo de Eisental:


La Gloria …


[ Lectura completa ]

Comentarios: 5

Para todos los usuarios.

Mar Ene 03, 2012 6:59 pm por Jodri Rompehierro

¡Muy buenas mis pequeños y Feliz Año Nuevo para todos!

Empezamos un año nuevo, y mi primera impresión no ha sido muy buena… Puede que esté confundido, o espere demasiado… Pero es lo que me parece y me cuesta decirlo… No sé si entenderéis a lo que me refiero.

En fin, aparte de …

[ Lectura completa ]

Comentarios: 9

Un día especial

Mar Oct 25, 2011 7:05 am por Jodri Rompehierro

Un día especial


Saludos a todos y a cada uno de vosotros. Hoy es un día muy especial, y en nombre de todos los administradores tengo que contaros algo. Esta vez no voy a narrar ningún combate, ni a rolear con vosotros. Creo que lo que voy a deciros es más importante. Algo dentro de mí me …

[ Lectura completa ]

Comentarios: 5


Meditaciones

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Ir abajo

Meditaciones

Mensaje  Ingvar Sorenson el Mar Mayo 03, 2011 1:00 pm

La naranja cresta del enano era visible entre los matorrales, bamboleandose con el aire mientras abandonaba la zona pantanosa que precedía al bellísimo lago. Aun no conocía la región en la que se encontraba. Estaba exhausto por el viaje de estos días, solo pudiendo haber encontrado un breve descanso en la taberna local, tras conocer a su camarada de armas, Snorri Gurnisson. Este lugar tenía un aura mágica, que penetraba incluso en el corazón duro como la roca de un Matador.

Suspiró cansado y arrastró los pies hacia una pequeña colina que dejaba ver la inmensidad del lago, y se sentó con las piernas cruzadas, y preparó su vieja pipa , poniendo el seco tabaco en su interior con mimo y paciencia, poco propias de álguien de su condición. Algo en ese lugar le quitaba cargas a su pesado espíritu, aunque jamás podría nublar de su corazón los motivos que lo llevaban allí. El dolor era incesante, y solo la muerte lo consolaría. Pero por el momento, no había una muerte a la que aguardar en Eisental, asi que aprovechó el breve momento de paz para encender su pipa, emitiendo al aire pequeños circulos de humo, los brazos cruzados mientras una de sus fuertes manos sujetaba el aparentemente frágil instrumento.

A lo lejos observaba a unos niños, y un hombre y una mujer, los cuales supuso eran sus padres, subiendose a una pequeña embarcación entre empujones y aparentes juegos. El Drengi farfulló ligeramente, la sola imagen de un barco suficiente para incomodarlo. Los enanos estaban hechos para ser duros como el acero, no para chapotear en el agua. Odiaba los barcos, y odiaba las grandes superficies de agua. Pero no este lago. Algo en él calmaba su espíritu, y esa sensación de tranquilidad se presentaba para él pocas veces en la vida, y por lo tanto tomó la egoísta decisión de aprovecharla. Observaba a los niños empujar la barca hacia el agua tranquilamente, mientras la expresión de su rostro se iba relajando ligeramente, haciendolo parecer joven otra vez, como realmente era al fin y al cabo, una vez dejado el ceño de estar fruncido, y perdiendo esa expresión tosca.

Al parecer estaba perdido en recuerdos, ausente por completo, en otro lugar. Murmuraba en voz baja frases en Khazalid, su lengua materna, que sonaba para el que no la conocía, como una lengua ruda y de sonido potente como el trueno, pero entre murmuros más parecerían farfullos o gruñidos, pero su expresión serena y sus ojos cerrados podrían dejar ver que se trataba de alguna oración o petición a alguna deidad, o algún juramento, muy común entre los enanos.

Permaneció allí largo tiempo, el viento meciendo suavemente su imponente cresta anaranjada. Con los destellos de luz procedentes del radiante sol, parecería que sus ojos estuviesen humedecidos, pero por todos es bien sabido que los enanos no lloran.

Ingvar Sorenson
PJ

Masculino Mensajes : 15
Empleo /Ocio : Matador

Hoja de personaje
Nivel: 1
Experiencia:
22/100  (22/100)
Dinero: 4.800 p

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Meditaciones

Mensaje  Abbie Gottlieb el Miér Mayo 11, 2011 10:22 am

Era un día como cualquier otro para la joven ataviada con su ropa de cuero desgastada y sus pertrechos de trabajo. Había estado haciendo su ronda habitual por el bosque sin encontrar nada interesante más que alguna trampa para lobos mal escondida y tres o cuatro supuestos “amuletos contra los malos espíritus” que colgaban de algunas ramas bajas, demasiado llamativos para que los animales no los mordisquearan y se atragantaran con sus hebras o les sentasen mal al estómago. Suponía que se trataba de alguna superchería de una vieja loca, pues los elfos no serían tan idiotas.

Se dirigió al lago con ganas de remojar los pies en sus cristalinas aguas y descansar un poco, tenía la nariz tan llena de los olores del bosque que era incapaz de oler otra cosa, siquiera a sí misma, y eso podía ser un estorbo si pululaban por ahí goblins o alguna cosa peor. Lavarse y despejar los pulmones la cara no le vendría mal. Pero para su sorpresa, el lago no estaba tan desierto como esperaba, alguna parejita, críos a lo lejos… eso se lo podía esperar pues a la mínima que saliese un día decente, las gentes del lugar lo aprovechaban como si fuera el último y quien no se ponía a trabajar, tenía la suerte de contar con ese lugar para disfrutar del paisaje y sus calmadas aguas. Lo que no esperaba era encontrar un “enorme” enano (si es que un enano se puede considerar enorme), bueno, al menos, con unos brazos y espaldas más fuertes y anchas que el bueno de Jodri, que ya empezaba a estar entrado en años.

Dio un pequeño rodeo para aproximarse por un lado y que la viese venir, ya que sorprender a un enano por la espalda y más yendo armado, le parecía una idea digna de un halfling descerebrado.

- Buen día tengáis señor. Dijo con educación mientras se sentaba cerca sin llegar a estar a su vera y empezaba a quitarse las botas.

Abbie sentía una enorme curiosidad por la noble y antigua raza de los enanos, con sus fortalezas, sus fuertes caracteres y consagradas gestas. Pero por Einsental apenas se los veía pasar alguna vez de camino a batallas en lugares lejanos y los pocos que se quedaban, como Jodri, era para dedicarse al comercio y pasar los últimos años de su vida como viejales. No en pocas ocasiones había tratado de persuadir al tabernero para que le relatase sus aventuras, pero él, con mucho sentido común, prefirió no espolear la imaginación de la chiquilla y sus ansias por recorrer el mundo en busca de aventuras.

Quizás ese extraño con cresta fuese más hablador que Jodri, aunque que estuviese hablando sólo indicaba más demencia que otra cosa.

Abbie Gottlieb
PJ

Mensajes : 34

Hoja de personaje
Nivel: 1
Experiencia:
72/100  (72/100)
Dinero: 4.800 p

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Meditaciones

Mensaje  Ingvar Sorenson el Miér Mayo 11, 2011 1:59 pm

Las palabras del enano, que resonaban monótonas, como un mantra, una oración, mientras sus ojos permanecían cerrados, las bocanadas de humo de sus pipa exhaladas lentamente, llenando el aire. Al parecer no se había percatado de la presencia de la humana, absorto en sus pensamientos, pero al escuchar la hierba crujir bajo los pies de la chica, abrió los ojos lentamente, para observarla de arriba a abajo. No conocía muchos humanos, y al parecer le parecían todos iguales. Asintió, sin querer parecer irrespetuoso con la que le pareció una niña, aunque su voz era hosca y al parecer siempre malhumorada.

- Saludos, niña. - dijo antes de dar dar una calada a su pipa.

Y no dijo más. Durante unos instantes un incómodo silencio envolvió el ambiente, pero el enano no parecía preocuparse. Quedó completamente en silencio. Al parecer procedió a limpiar sus hachas, con cariño. No parecía muy dispuesto a mostrarse hablador. Había aparentes muestras de desconfianza, aparentemente el enano no conocía mucho sobre los humanos, y no parecía muy abierto a aprender.

- Estás sola. - Dijo sin más, como comentario bastante obvio, quizás en un intento de establecer conversación, o por respeto al ver a álguien que a sus ojos era una niña por no saber diferenciar bien los rasgos humanos. Su voz era profunda y tajante, mientras limpiaba sus hachas, para mirarla con detenimiento, sus ropas y su aspecto general. Pareció fijarse en su parche, pero aunque parecía que una idea hubiese llegado a su mente, se desvaneció.

- ¿Qué quieres?... - preguntó con aire descuidado mientras afilaba sus hachas, sin mirarla.

Ingvar Sorenson
PJ

Masculino Mensajes : 15
Empleo /Ocio : Matador

Hoja de personaje
Nivel: 1
Experiencia:
22/100  (22/100)
Dinero: 4.800 p

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Meditaciones

Mensaje  Abbie Gottlieb el Lun Mayo 16, 2011 9:55 am

Era una lástima desconocer la lengua de los enanos, porque hasta que no se dignó a saludarla las palabras que murmuraba para sí con esa voz cavernosa carecían de significado alguno para la joven. Pensó por un momento que pudiera ser que aquel hombre desconociera otras lenguas a parte de la propia o que simplemente prefiriera seguir sumido en sus pensamientos hasta que le demostró lo contrario saludándola escuetamente.
Claro que lo de niña no le hizo demasiada gracia y se preguntó si llamarle “viejo” a él causaría el mismo efecto aunque tenía que admitir que con lo longevos que eran los de esa raza, no era de extrañar que la considerara una niña. Nunca había visto un enano “joven” o al menos sin una espesa barba, así que se planteaba si ellos nacían ya con ese carácter ofuscado de anciano.

Con los pies ya metidos en la fresca agua del lago no pudo evitar soltar un gemido tanto de gusto por poder mover los dedos libremente como por el escalofrío que le provocó la temperatura del agua. El siguiente comentario le resultó un poco curioso, seguramente en la línea del anterior, así que no tardó en responderle.

- Soy lo suficiente mayor para cuidar de mí misma sin tener que llevar a mis padres detrás día y noche, Señor. Dijo con cierta sonrisa arrogante en el rostro mientras dejaba el carcaj y arco a su lado y masajeaba sus pantorrillas.

No pudo por menos que fijarse en la preciosa y afilada hacha que portaba el cresta roja, soñando algún día poder permitirse el lujo de costearse armas de manufactura enana. Como cualquiera, era bien conocedora de la fama y destreza de esa raza por la mampostería, metalurgia y la orfebrería. Suspiró con anhelo, pues de volver a nacer, se planteaba si le hubiese gustado nacer enana ya que el que estaba junto a ella tenía aspecto de haber vivido emocionantes aventuras con las que ella de momento tan sólo podía soñar.
La tosca pregunta que le dirigió la sacó de sus ensoñaciones, de ser otro tipo de persona, le hubiese respondido con la misma moneda un tanto ofendida por sus formas. Pero con enanos ya se sabía… aunque Jodri siempre fue bastante educado a pesar de ser directo y claro cuando tenía que reñirla o aconsejarla.

-Llevo desde antes del alba recorriendo los montes y barrancos de la zona, pues me gano mi pan como guardabosques en estas tierras, tan sólo quiero aliviar mis juanetes durante un instante, disculpad si el olor de mis botas molestan a su “sensible” olfato. Dijo medio bromeando con el enano que tampoco es que oliera a rosas precisamente.

Aprovechó el descanso para sacar de su hatillo un pedazo de pan y otro de carne seca de venado; cortando ambas con un desgastado cuchillo tendió un pedazo al desconocido.

- ¿Gustáis en probar esta carne? Las reses de mi tío abuelo son las más sabrosas de la comarca. Comentó con orgullo esperando que aceptara la invitación.

Abbie Gottlieb
PJ

Mensajes : 34

Hoja de personaje
Nivel: 1
Experiencia:
72/100  (72/100)
Dinero: 4.800 p

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Meditaciones

Mensaje  Contenido patrocinado Hoy a las 6:42 am


Contenido patrocinado


Volver arriba Ir abajo

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Volver arriba


 
Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.